La corpo cultural K debería entregarse a un justiciero revisionismo literario y erigir como “maestro inspirador de sueños” al George Orwell de “1984”.  ¿Lo dejo en el canasto de las sugerencias? Ah.