La asunción de Trump nos volvió a todos 10% más buenos.