Puse a andar el Liesegang y me encontré con esta versión muy jovencita de mí mismo.