Que pedirle a algún hermano latinoamericano o hispanoparlante que haga su imitación del acento argento. Si Ud. tiene un amigo limítrofe o transoceánico a mano, no deje de intentarlo. Obtendrá sanos y reideros momentos en compañía de los suyos.